¿Cómo logré llegar a trabajar en lo que siempre quise?

Me considero una persona 100% godin, quien me conoce sabe lo importante que es el trabajo para mi, y no que sea lo mas importante pero de alguna manera u otra puedo decir que estoy haciendo lo que me gusta. Pero no siempre fue así…

Por muchos años pensé que era una persona inestable en lo que se refiere al trabajo. Desde mis practicas profesionales hasta incluso después de haber terminado la carrera, era muy difícil que pudiera durar mas de 3 meses en un trabajo.

Después de haber salido de la universidad batalle mucho en encontrar un trabajo que me gustara, y en los que lograba entrar siempre encontraba excusas después de un tiempo para salirme y buscar otro. Recuerdo que mis papas ya identificaban ese momento en el que ya iba a avisarles que iba a salirme y se que llegaron a pensar que quizá había algo de inestabilidad en mi vida.

La verdad me frustraba estar así y en algún momento llegue a creer que era cierto y que debía madurar, aceptar lo que tenía y tratar de ser estable en un trabajo.

Obviamente no me salió mi plan, después de haber trabajado tres meses en una empresa extranjera (la cual me pagaba muy bien), me salí para hacer lo que me gustaba por mucho menos de la mitad de lo que ganaba en la empresa. Y aunque no lo creas, a pesar de que ya tenia casi dos años de graduada y con un sueldo de practicante, ese fue el primer trabajo en el que dure mas de un año.

Me encantaba ese trabajo y de verdad lo económico pasaba a un segundo término porque de verdad me encantaba lo que hacía. El problema fue que mis gastos cada vez aumentaban mas y a los 24 años uno se pone inquieto y ya quiere comprar muchas cosas.

Decidí regresar a trabajar a una empresa, esta vez en una consultora de negocios, no dure tanto pero si lo suficiente para haber aprendido muchísimo, esta vez ganando 4 veces mas que ganaba en mi trabajo anterior.

Sin embargo la espinita de ejercer mi carrera siempre estuvo ahí, y nuevamente me entro ese sentimiento de “inestabilidad”. Ocho meses después de haber entrado, decidí nuevamente renunciar e intentar nuevamente hacer lo que me gustaba.

Hoy en día tengo poco mas de dos años trabajando en algo que me gusta y agradezco tanto ese sentimiento de “inestabilidad” que fue lo que me llevo a estar en donde estoy ahora. Obviamente no es la cumbre de mi carrera pero mi papa siempre decía que era bueno iniciar desde abajo, ser paciente y dejar que las cosas se vayan dando poco a poco en base a tu esfuerzo.

Mi problema nunca fue que no quisiera iniciar desde abajo, sino que sabía que ese no era el lugar que me iba a llevar a donde quería.

Todo esto no pudo haber ocurrido sin lo siguiente:

1. El apoyo de la familia

Claro hubo momentos en donde me decían que ya estuviera quieta y me estabilizara, pero jamas me detuvieron, siempre me respetaron y apoyaron aún cuando estuve sin trabajo. Al final tu familia siempre quiere lo mejor para ti y es bueno escucharlos. Ellos te ayudan a ver la realidad y a valorarte. Mi papa me veía esforzarme y sabia que estaba haciendo lo que me gustaba, pero también quería ver que ganara mi dinero, que disfrutara de el y eso yo lo notaba y quería darle también esa satisfacción.

2. Sacrificio

A mis 24 años yo estaba ganando como un practicante y por decisión propia. Sabia que mis amigos ganaban muchísimo mas de lo que estaba ganando, pero estaba aferrada a desarrollarme en la profesión que había elegido.

3. Haberme escuchado

Y se que podré sonar muy orgullosa pero la verdad es que agradezco tanto esa incomodidad que llegue a sentir todas esas veces. Estoy segura que si me hubiera quedado en el banco o en la empresa extranjera ahorita estaría ganando super bien porque en verdad eran excelentes lugares para desarrollarte profesionalmente. El problema es que no me veía en un futuro ahí. Como lo comente en el post antepasado, es importante creer en la misión de donde estas trabajando y sobretodo verte creciendo ahi.

A pesar de esto, piensa bien las cosas antes de dejar todo y lanzarte por lo que quieres. Es importante contar con el apoyo de tu familia, también estar consciente de la realidad en la que vives. Probablemente si las condiciones en mi vida hubieran sido distintas, no habría tomado el riesgo de abandonar el trabajo tantas veces.

4. Confiar en Dios

La verdad es que siempre tuve la certeza de que todo estaba bajo control y aun si llegaba a equivocarme en esta etapa de encontrar trabajo, al final Dios me iba a ayudar a aprender de mis errores, a madurar y a tomar una mejor decisión la siguiente vez. De verdad le pedí tantas veces que me ayudara a tranquilizarme, tenía un miedo de ser esa persona inestable. Pero creo que aprendí a que no era eso, sino que en verdad cuando uno tiene una inquietud por algo, por lo menos debe intentarlo.

Bonito martes 🙂

Anuncios

2 respuestas a “¿Cómo logré llegar a trabajar en lo que siempre quise?

  1. Una gran leccion Nallely me siento super indentificada ya que yo pense lo mismo asta que vi esto de verdad es que si ahorita me encuentro asiendo lo que me gusta hacer y se que volver a comenzar de 0 no es impedimento de poder realizar y hacer lo que te gusta mil bendiciones

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s